Vender coche de segunda mano

Vender coche de segunda mano

¿Resulta sencillo vender un coche de segunda mano?

Cuando la gente piensa vender su coche de segunda mano de manera particular piensa que todo será sencillo, que basta con poner un anuncio, esperar a que llamen, enseñar el coche y ya está todo solucionado. Lo cierto es que resulta algo más complicado, si no hemos conseguido darle una buena visibilidad a nuestro anuncio, o las ofertas de compra no coinciden con el dinero solicitado.

¿Qué necesito saber para vender mi coche usado?

Vender coche segunda mano bien, requiere paciencia. Lo primero que has de tener en cuenta de car a vender el coche, es que este no se venda de forma inmediata, especialmente si te has propasado con el precio. Todos queremos sacar el máximo partido por la venta de nuestro coche, pero has de ser realista con el valor del mismo, quizá pueda servirte solicitar precios de modelos similares en estado parecido.

Cuando ya tenemos esto concluido, debemos asegurarnos que el coche no tiene cargas, o multas impagadas, que la ITV está en vigor, que los impuestos están al día y que no tenga defectos ocultos. También es importante que el coche presente el mejor aspecto posible, que esté limpio, sin daños o con el mínimo de ellos, que no necesite cambiar por ejemplo frenos o neumáticos y que el mantenimiento sea el correcto y como recomienda el fabricante.

Como vender mi coche de segunda mano

Terminado y listo todo lo dicho hasta ahora, toca pensar cómo vender coche usado, ya que existen varias formas de hacerlo y cada una tiene sus ventajas e inconvenientes. Tenemos la opción de venderlo como particular, en la que podremos sacar algo más de dinero pero que nos obligará a realizar todo el papeleo a nosotros, lo que supone una pérdida de tiempo que puede resultar pesado. Además, podemos encontrarnos con algún tipo de problema como que nuestro comprador no pague, que no realice el cambio de nombre o que nos denuncie porque el coche tiene algún problema oculto. Otra de las opciones de vender mi coche de segunda mano es venderlo a un profesional compraventa, donde conseguiremos algo menos de dinero (ellos venderán luego el coche y quieren ganar dinero con ello, sino no tiene sentido comprarlo) pero que nos quitará problemas en cuanto al papeleo, el cambio de nombre o los impagos por poner un ejemplo. También tiene la ventaja de que pagan muy rápido, según la empresa entre 24 y 48 horas o incluso en el acto.

Otras opciones como el empeño o las subastas no interesan, ya que no conseguiremos tanto dinero por nuestro coche en el caso de la primera idea, y puede resultar complicado encontrar subastas para particulares donde podemos vender el coche en el segundo caso.

¡Tasar tu coche ahora!

Seleccionar Marca

La política de cookies utilizadas en la web. Si continúa navegando está dando su consentimiento.